Edward Ramírez (Caracas, 15 de enero de 1985) es uno de los cuatristas más prolíficos y solicitados de la actualidad. A lo largo de su carrera ha grabado en más de 30 discos, como acompañante y solista. Asimismo, fue parte de las producciones musicales Venezuela Viva y Orinoco, bajo la dirección del pianista César Orozco, con las que ha tenido oportunidad de viajar a Holanda, Estados Unidos, Alemania, Edimburgo y Londres.

A lo largo de su carrera, Edward se ha consolidado como una de las figuras del cuatro solista más versátiles y creativas de su generación, que no deja de nutrirse de nuevos conocimientos. Ha participado en el evento más importante que premia a los ejecutantes del cuatro, el Concurso Internacional La siembra del cuatro; llevándose el tercer lugar en las ediciones de 2004 y 2005.
En el año 2011, participó junto al arpista y compositor larense Carlos Orozco en la edición XXXVII del Festival Internacional de Música Llanera “El Silbón de Oro”, resultando ganador del primer lugar como mejor cuatrista y primer lugar al mejor conjunto llanero.

En julio de 2012 presentó al público caraqueño un experimento personal: un cuatro de cuerdas de metal con el que busca emular el sonido del arpa en el joropo tuyero. Para eso, contó con grandes figuras del género como invitados especiales: el guitarrista Gabriel Rodríguez y el cantante Mario Díaz. El bandolista Ismael Querales, el bajista Javier Marín, el cantante líder de Bacalao Men, Pablo Estacio y el maraquero Manuel Rangel acompañaron a Edward y recorrieron un repertorio compuesto en su totalidad por joropo central.
En septiembre de 2012 fue seleccionado por la organización norteamericana OneBeat para participar en su programa de intercambio musical con artistas de 30 países alrededor del mundo, siendo Ramírez el único de habla hispana. El programa incluyó dos semanas de residencia y creación de música en el Atlantic Center of the Arts en Florida y dos semanas de gira por varias ciudades del este de Estados Unidos como Nueva York, Philadelfia, Washington, Orlando, Charleston, y Floyd. Durante el intercambio, Edward compartió tarima y conocimientos musicales con figuras como el bajista Gregg August, el percusionista Dafnis Prieto y el multinstrumentista Mark Stewart.

En 2013 salió al mercado su primera producción solista Parroquia junto a Roberto Koch (contrabajo) y Carlos “Nené” Quintero (percusión), que incluye nueve temas compuestos para cuatro venezolano, ocho de su autoría y uno de Héctor Molina. Un año después, presentó al público Cuatro,  maraca y buche, resultado del concierto de joropo central en el que presentaba su cuatro de cuerdas de metal y que marca el curso de su trabajo solista hasta la actualidad, cuando une talentos con el cantautor Rafael Pino para mostrar una visión más urbana y moderna de este género y propiciar el encuentro de los pioneros con las nuevas generaciones. Este mismo año fue uno de los músicos invitados por Los Amigos Invisibles en su gira nacional y grabó en el disco homenaje a Simón Díaz de Rafael “Pollo” Brito.

En 2015 resultó “Artista del Año” de la cuarta edición de los Premios Pepsi Music en Venezuela, galardón que lo convierte en el primer músico instrumental solista en ganar este premio y con el que se abren puertas y oportunidades para seguir dando a conocer la música tradicional dentro y fuera de nuestras fronteras.

En septiembre de 2016 junto al cantante Rafael Pino componen, arreglan y producen el disco El tuyero ilustrado, una obra enfocada nuevamente en el joropo tuyero y que a la vez cuenta con elementos lejanos de su forma tradicional. Implementación de coros, metales, batería, bajo, contrabajo, cuarteto de flautas, cuatro con cuerdas de metal, cuatro electro acústico procesado por medio de pedales y letras con distintas temáticas de la actualidad, son parte de las novedades de este proyecto, El tuyero ilustrado.

En enero y febrero de 2017 emprendió con el proyecto El tuyero ilustrado, una gira por varias ciudades de los Estados Unidos; Seattle, New York, Chicago y Miami. Más adelante, en marzo, se presentaría con el mismo proyecto en Ciudad de Panamá.